fbpx
colchon-para-dolor-de-espalda

¿Cuál es el mejor colchón para la espalda? Todo lo que necesitas saber aquí

¿Estamos destinados a sufrir dolores de espalda? A ciencia cierta, pareciera que en algún momento de nuestra vida los padeceremos. En vista de esto, las soluciones para calmar estas afecciones compiten a diario, sin embargo, los expertos afirman que la superficie en la que dormimos tiene mucho que ver con la pronta recuperación. Es por eso que, la búsqueda del mejor colchón para el dolor de espalda se ha popularizado en la web, ¡y es que más de un internauta demuestra que siente la urgencia de calmar esta situación! ¿Eres de este grupo?

El dolor de cuello, la escoliosis, la lumbalgia, ciática o hernias discales acechan nuestra salud con el paso de los años y conseguir la mejora se hace más exigente. En respuesta a estos cuadros que atraviesa más del 70 % de la población mundial, se ha determinado que el mejor colchón para el dolor de espalda debe tener una firmeza media-alta o alta, debe ser adaptable y con perfilaciones de apoyo para la columna vertebral, para la zona lumbar y cervical.

Así pues, atacar todos los flancos en nuestra rutina permite reponer el bienestar, por lo que la participación del colchón correcto será indispensable y tendrá un impacto positivo, muy contrario a despertar agredido por una “caja de muelles” bajo el cuerpo o con una lumbalgia aguda. ¿Prefieres cambiar de colchón por uno que realmente te ayude?

El mejor colchón para espalda y cervicales

En cuestión, al salir en busca de la cama para el dolor de espalda comienzan a llover opciones con excesiva dureza y elementos poco específicos para combatir las dolencias, pero no todos son los que necesitas. Ten presente que no se trata de invertir en una versión genérica que terminarás odiando al poco tiempo, sino de escoger la que suplirá tus preferencias por años.

De tal modo que, la ciencia junto a la medicina se alió para crear una espuma que ofreciera un óptimo descanso y, sobre todo, alivio para la espalda y los músculos. Así surgió la viscoelástica como la espuma por excelencia en la estructura del mejor colchón para espalda y cervicales.

El mejor colchón para espalda y cervicales

Aun así, las camas de muelles ensacados han escalado entre los colchones para el dolor de espalda, ya que algunas tienen una cobertura viscoelástica encargada de potenciar su beneficiosa independencia de lechos e inhibir el rebote, un efecto propio de los muelles.

También hay otras superficies disponibles como los colchones de látex o los de espumas HR que pueden velar por tu vitalidad y, pese a que no están fabricados para aliviar el malestar de la espalda, pueden ser una solución a tus exigencias. Vale recordar que, cada cuerpo tiene un modo preciso de reposar y las alternativas para el confort son tan diversas como las fisionomías.

En este sentido, los tipos de cuerpos, el peso, la estatura y las posturas al dormir nos permiten identificar el colchón que más se ajusta y, en sí, es su fabricación distintiva la que mostrará un mejor resultado. Hoy día, la calidad de las espumaciones, la integración de su estructura y los materiales seleccionados son determinantes en un buen o mal descanso.

¿Qué es mejor para la espalda? ¿Muelle o Visco?

Por la misma razón que hay un prototipo de cama que puede complacer el sueño de cada persona, hay una demanda interesante entre dos alternativas para subsanar las molestias lumbares o cervicales: la viscoelástica y los muelles ensacados con viscoelástica. Pero, ¿qué es mejor para la espalda muelles o visco? El sistema para conciliar la relajación también está anclado a la combinación de sus tejidos.

Por una parte, los colchones viscoelásticos son una promesa del sueño profesional, puesto que el peso se distribuye de manera equitativa, contornea el cuerpo y, por ende, disminuye la presión en las zonas en las que se concentra la tensión. Es decir, donde se ubica el mayor peso del cuerpo, el colchón otorga una adaptabilidad superior; mientras que ofrece una firmeza más alta en el área donde reposan las partes livianas.

Adicionalmente, los puntos de liberación de presión de las camas con espuma viscoelástica están repartidos en forma piramidal, adecuándose a la complexión corporal y promoviendo una buena circulación sanguínea. Sus capas perforadas a la altura de la cadera y de los hombros fungen como soportes para mantener la columna vertebral en línea recta, calmando las dolencias del cuerpo.

¿Viscoelástico, muelles ensacados, ortopédicos? ¿Qué colchón comprar?

No obstante, los colchones de muelles ensacados están confeccionados con carcasas que permiten un buen acoplamiento, debido a su justa repartición de peso. Unido a esta ventaja, sus muelles micro encapsulados simulan ligeros amortiguadores para un soporte independiente y confortable, apegado a las formas de los individuos.

Asimismo, la tecnología de los muelles ensacados cuenta con una superficie de viscoelástica, especialmente diseñada para ejercer presión en los puntos en los que se acumula la tensión corporal. Otro de los objetivos de estas cápsulas es equilibrar el peso del cuerpo y, por consiguiente, cohibir la deformación o hundimiento del colchón.

El mejor colchón para el dolor de espalda sigue siendo el colchón viscoelástico, porque todas sus propiedades saludables están enfocadas en resolver un problema específico: aliviar la rigidez de la espalda, articulaciones, músculos, cuello. Así como corregir la posición de los huesos y, sobre todo, recuperar la calidad del sueño. No olvides que, el propósito de una cama debe ser tu descanso y no la acumulación extra de desgaste físico.

colchon-viscoelastico-para-el-dolor-de-espalda

El colchón ortopédico para el dolor de espalda, ¿realmente controla molestias óseas y musculares?

En la cronología de las camas, el colchón ortopédico para el dolor de espalda fue un boom para quienes se desvelaban a causa de un colchón con escasa firmeza y con descripciones que incrementaban aún más las dolencias, bien por un repartimiento desequilibrado del peso o por composiciones nada provechosas. Por estas razones, el terreno del sueño expuso –en ese momento– un colchón de muelles, de una alta densidad, con una lámina de poliuretano y con distintos niveles de firmeza.

El colchón ortopédico para el dolor de espalda era uno de los más recomendados por los quiroprácticos y especialistas en décadas pasadas, ya que su armazón de muelles era resistente y sólido, lo que proporcionaba un apoyo extra a la columna vertebral y parte lumbar, principalmente. Las solicitudes para adquirir estas camas las colmaban las parejas, las personas con sobrepeso o con malestar en la espalda, dada su uniformidad y ligera adaptación.

Ahora bien, este modelo ha sido desplazado por los colchones viscoelásticos que, sin duda, rebasaron los beneficios de los ortopédicos y reemplazaron las bobinas y los muelles por espumas compactas. Su mecanismo terapéutico impide la tensión muscular y alinea la espalda, sin que la persona ni siquiera alcance a notarlo cuando reposa.

¿Cómo elegir el mejor colchón para el dolor de espalda?

Al momento de elegir el mejor colchón para el dolor de espalda, procura que sea un colchón viscoelástico Lobide. ¿Tienes idea de por qué los deportistas y profesionales del descanso los recomiendan? Para comenzar, son la gama más potente del mercado, son ULTRA adaptables y tienen más beneficios que un colchón viscoelástico corriente.

Ante todo, debes saber que sus espumaciones no son lisas –como las del resto–, sino que tienen incisiones ideadas para conseguir la comodidad al instante y dormir como un PRO. Y justo de estas variables parte el asunto que resolverá esos dolorosos problemas.

Otro factor diferencial de las camas para el dolor de espalda de Lobide, aunado a su firmeza, es la capa perforada a nivel de los hombros y de la cadera, que favorece la alineación del tronco, aunque la persona duerma de lado. Mientras que, las perforaciones en la capa superior del colchón permiten que el peso se comparta equitativamente y haya una circulación excepcional de aire, por lo que son núcleos muy frescos.

El ligero troquelado en la espuma inferior de estos colchones son indicadores de que pueden instalarse en camas articuladas, pues es un modelo de soporte que va muy bien si la persona quiere aliviar el nervio ciático o subir un poco las piernas y relajarlas sin tener que colocar nada debajo.

Al elegir la cama para dolores de espalda y cervicales, es aconsejable que te decidas por uno elaborado con elementos naturales, ya que sus ventajas y durabilidad son superiores a las de los colchones hechos con productos tóxicos. Claro, sin pasar por alto las certificaciones y estándares de calidad que los avalan como productos ecológicos y aptos para el consumo humano, esta selección rigurosa de los laboratorios responsables se traduce en salud y, por lo tanto, una vida útil más larga.

Vídeo explicativo del colchón ideal para la espalda

¿Cuál colchón para el dolor de espalda elegir en Lobide?

Colchón viscoelástico de azahar Lobide: tiene una firmeza media-alta y su densidad de 60 kilogramos, es resistente, no es rígido ni crea agujeros al dar vueltas o moverse en la cama. Todo lo contrario, la elasticidad y gomosidad original de su materia orgánica, el aceite de azahar, ayuda a girar a la persona que duermen en él, impulsado por su peso, pero empujando desde la base del colchón hacia arriba sin generar hundimientos.

Al elegir el mejor colchón para el dolor de espalda, el viscoelástico de azahar es el predilecto de quienes necesitan despertar como nuevo. Una de sus cualidades es que activa el retorno venoso, regulando el paso sanguíneo y evitando esos incómodos calambres nocturnos.

Su tecnología Viscoool es responsable de regular el calor corporal y segregar la temperatura, es una peculiaridad infalible de las camas atérmicas. Y para añadirle una estrella más a esta cama saludable, la capa superior de su tejido de es de 800 gramos, son fundas 100 % de algodón, sumamente suave, removible y lavable.

El mejor colchón para el dolor de espalda con alta densidad y firmeza

Colchón viscoelástico Nero 90 Lobide: con una firmeza alta y una densidad de 90 kilogramos, esta cama ayuda a aliviar o prevenir el dolor de espalda e, inclusive el estrés, por su sistema de aromaterapia. Es una superficie de descanso auténtica, fabricada con aceite de soja, como elemento base natural. Su superficie es Strech de 700 gramos, muy suave y agradable al tacto.

El colchón viscoelástico Nero 90 se acopla con rapidez a las posturas del cuerpo y es excelente para parejas o personas con obesidad, porque sostiene suficiente peso sin alterarse ni desgastarse. Adicionalmente, la apertura de sus células hace que el intercambio de aire sea continuo y, por consiguiente, sea una cama muy transpirable.

Esta joya del descanso es muy resistente y elástica, sumado a su novedoso mecanismo Biocare, que inhibe las ondas electromagnéticas de los componentes cuando estás en la cama y, consolidar así, un descaso verdaderamente reparador.

Ahora bien, ¿cuántos colchones has visto hasta llegar a esta línea exclusiva para sanar el dolor de espalda? Las camas Lobide son dimensiones orgánicas de descanso personalizado con tecnología sin igual, estos son los criterios de calidad que los han destacado en el terreno del descanso.

Vídeo explicativo "La viscoelástica para el dolor de espalda"

Dolor lumbar: 5 consejos para calmarlo y dormir tranquilo

Al parecer, el dolor lumbar lo experimentamos un importante número de personas durante la adultez y, en la mayoría de los casos, es producto de las posturas incorrectas que adquirimos al desempeñar determinadas actividades. Por lo tanto, es vital tener en consideración estas sugerencias cuando el dolor está en su fase más aguda:

– Evita torcer bruscamente la espalda o levantar peso durante las seis semanas posteriores al episodio doloroso.

– Descansa de la rutina de ejercicios por tres semanas, aproximadamente. Recuerda que, cualquier movimiento incorrecto puede acentuar aún más el dolor lumbar.

– Para liberar un poco la rigidez muscular y esas incómodas punzadas lumbares, aplica el milenario remedio: frío-calor en tu espalda. El frío es un coadyuvante para disminuir la inflamación y el dolor, y el calor promueve la relajación muscular.

– Realiza prácticas de estiramiento para disminuir el dolor lumbar. Por ejemplo, puedes inclinar tu torso hacia adelante para alcanzar los dedos de los pies, o también puedes girar suavemente el torso de un lado a otro (de pie y con las piernas separadas) con las manos en la cadera.

– Si aún no tienes tu colchón especial para el dolor de espalda y duermes en posición fetal, coloca una almohada entre tus piernas. O si descansas boca arriba, reduce la presión colocando una almohada bajo tus rodillas.

Cuando los dolores lumbares o cervicales son una manifestación constante en tus días, el tratamiento inmediato y con más beneficios es un colchón viscoelástico Lobide. ¡Rompe el tabú de aquellas camas duras desactualizadas! Comunícate con nosotros y asegúrate de un despertar revitalizado, elegante y novedoso. ¡No sufras más “a tus espaldas”!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *